Foto: Prensa Mercado Central.

El consumo de frutas y verduras bajó en los primeros meses del año. Desde el Mercado Central de Buenos Aires aseguran que las ventas de frutas y verduras “se mantuvo estable en comparación con el año pasado”, algo que desmienten ls operadors del centro comercializador de frutas y hortalizas, quiénes alertaron que hubo una caída pronunciada del consumo.

“Es mentira, tenemos una caída del 50% de los meses agosto-septiembre en relación al año pasado”, indicó a Matanza Digital, el presidente de la Cámara de Operadores Mayoristas Frutihortícolas del Mercado Central (Comafru), Fabián Zeta.

El operador aseguró que el panorama económico para ls trabajadors del Mercado Central es “completamente desalentador” ya que “no hay trabajo”. “Se ve que cerraron muchos comercios porque hay camiones que no vuelven a aparecer”, alertó Zeta, argumentando que ls operadors calculan una pérdida de 700 puestos de trabajo en el último tiempo.

El cuadro se completa con el aumento de la tarifa eléctrica que “subirá un 88% a fin de mes”, y la competencia que implican los “más 35 centros de venta de verduras y frutas que se instalaron alrededor del Mercado Central, que en su mayoría son informales” y que funcionan mientras las autoridades “no hacen nada”.

Matanza Digital se comunicó con la prensa del Mercado Central desde donde afirmaron lo contrario. A través de un informe publicado este viernes, aseguraron que “durante los primeros meses del año, el consumo de frutas y verduras se mantuvo estable en comparación con el año pasado”.

La publicación asegura que la facturación de 2017 creció de $10.599.589 para el período enero-agosto a $13.834.584 en 2018. Pero la información así presentada impide la comparación: No contempla el aumento de los precios de las frutas y verduras que hubo en el último año, ni especifica qué variación interanual de ventas que hubo.