Una banda narco mixta integrada por hombres y mujeres de nacionalidad argentina, peruana y paraguaya que comercializaba estupefacientes en zona oeste del conurbano y en Capital Federal y que era liderada por un sujeto conocido como Jimmy Junior o “JJ” que daba órdenes desde la cárcel de Devoto, fue desbaratada en las últimas horas luego de una serie de allanamientos realizados por la Policía de la provincia de Buenos Aires, quienes secuestraron alrededor de 5 kilos de cocaína y varias dosis de marihuana.

Los allanamientos, doce en total, se llevaron a cabo en la localidad matancera de Ramos Mejía y en los barrios de Retiro, Palermo,  Villa del Parque y en el pabellón 8 de la Unidad Carcelaria de Devoto.

Producto de los operativos, las autoridades apresaron a cuatro hombres (dos de ellos peruanos) y dos mujeres (una paraguaya y la otra peruana) y secuestraron 4,8 kilos de cocaína y más de 400 gramos de marihuana, dos revólveres, un pistolón de fabricación casera, 6500 dólares, 12 mil pesos en efectivo, 1300 soles (moneda peruana) y tres vehículos (dos Chevrolet Agile y una camioneta Chery Tiggo).

Además, del allanamiento en el penal, los efectivos secuestraron el celular con el que Jota Jota impartía las directivas y cuadernos con anotaciones donde figuraban las transacciones de dinero por la venta de drogas y los deudores.

Según indicaron los investigadores, los ahora detenidos recibían las órdenes que Jimmy Junior daba desde la cárcel para mantener su negocio de venta de cocaína y marihuana en las zonas de Ramos Mejía, Ituzaingó y diversos barrios de Capital Federal.

La Policía constató que “Jota Jota”, de nacionalidad peruana, se valía de su ex pareja, misma nacionalidad, para organizar los negocios del narcotráfico mientras él cumple una condena por venta de estupefacientes.

Jimmy Junior y los miembros de su organización narco quedaron a disposición del Juzgado Federal N° 3 de Morón a cargo del Dr. Néstor Pablo Barral y de la Secretaría Penal N° 9 a cargo del Dr. Leonardo Cano.