Foto: Archivo.

El hecho se registró ayer cerca de las 18.30 sobre la Autopista Riccheri, en jurisdicción de la mencionada localidad matancera y la víctima fatal fue identificada como Maximiliano Gorosito de 40 años de edad.

Fuentes judiciales informaron que todo comenzó cuando dos delincuentes, que se movilizaban en motocicleta, le hicieron señas a otro motociclista para que frenara, que resultó ser un policía de la Comisaría Vecinal 13A, identificado como Giovany Toranzos Arce de 29 años, que iba de civil a bordo de una Baraj Rouser amarilla y negra.

El oficial primero que se dirigía a trabajar frenó el rodado y uno de los ladrones lo apuntó con un arma de fuego, tras lo cual desenfundó su pistola Beretta PX4 Storm calibre 9 milímetros y efectuó un disparo al aire para intimidarlos.

Según las fuentes, el asaltante disparó dos tiros hacia el policía que se había parapetado detrás de un Volkswagen Polo que estaba por doblar hacia la avenida San Martín.

Uno de los balazos impactó en el pecho de Gorosito, quien iba como acompañante de ese vehículo conducido por otro hombre, identificado como Sebastián Gómez de 39 años, ambos domiciliados en la localidad de Tristán Suárez, partido de Ezeiza, y murió casi en el acto.

El otro disparo dio en el casco del policía que sufrió un roce de bala en la cabeza y quedó internado en un sanatorio privado fuera de peligro, añadieron las fuentes de la fuerza.

Efectivos de la comisaría noroeste 1era. de Ciudad Madero fueron alertados por el ataque y comenzaron a recabar datos para identificar a los “motochorros”.

Al respecto, los investigadores analizaban las cámaras de seguridad en la zona con el objetivo de establecer la ruta de escape.

El hecho es investigado por el fiscal Marcos Borghi, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) Temática Homicidios Dolosos del Departamento Judicial La Matanza.