Según denunciaron vecinos del barrio Nueva Unión, de Rafael Castillo, la Policía Bonaerense ingresó de madrugada al predio tomado y comenzó a desalojar a las personas con violencia. Incluso relataron que incendiaron las casillas y algunas pertenencias de los ocupantes.

También se dio la detención de un joven de 24 años llamado Brian Saucedo, quien fue llevado a la comisaría 3ra de Rafael Castillo, por lo que organizaron una manifestación en ese lugar para pedir por su inmediata liberación.

La Diputada nacional por el Partido de los Trabajadores Socialistas, Nathalia González Seligra, denunció que hubo agresiones físicas por parte de las fuerzas y acusó directamente al Intendente Fernando Espinoza y al Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof.

En la toma del terreno hay alrededor de 300 familias que habían montado casillas de chapa y madera y un comedor donde daban alimento a los hijos. Reclaman por no tener un lugar para vivir y en una entrevista radial aseguraron que a pesar de ser desalojados volverán al lugar porque no tienen dónde ir.