La medida anunciada por el presidente para evitar que familiares de funcionarios ocupen lugares en el Estado afectará sólo a 12 funcionarios. Si bien llevó al apartamiento de hijos, padres y hermanos de varios ministros, otros parientes quedaron exceptuados de los alcances del decreto.

El decreto 93/2018 para impedir que familiares de funcionarios ocupen lugares en el gobierno, fue anunciado por Mauricio Macri el 29 de enero, tras el escándalo desatado por el ministro de Trabajo, Jorge Triaca, por maltrato a una ex empleada que trabajaba en negro para su familia, y ser el funcionario con más familiares trabajando en el Estado: su esposa, dos hermanas y un cuñado.

Según informó el matutino porteño La Nación, primos y tíos de importantes ministros se quedarán en el Gobierno por no tener parentesco directo; como también lo harán aquellos funcionarios considerados de carrera.

Entre los nombres de quiénes no deberán renunciar el 28 de febrero, se encuentran Ana Frigerio, hermana de Rogelio Frigerio, por ser considerada una funcionaria de carrera. Mario Frigerio, tío del ministro, por no tener parentesco directo; al igual que los primos de Gabriela Michetti y Carolina Stanley, Alejandra Illia y Cecilia Stanley.

Quiénes preparan su retirada del Estado son el cuñado de Guillermo Dietrich, Juan Pablo Álvarez Echagüe, Juan Diego Etchevehere, hermano del ministro de Agroindustria, Andrés Peña, hermano del jefe de Gabinete, y las hermanas de Triaca, Mariana y Lorena Triaca; su esposa y cuñado.