Carlos Eduardo Bacher, el CEO de la megaconstructora Techint, cobró una parte de su salario por la ayuda que ofrece el Estado a través del Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP). Así lo informó el portal El Destape Web, que también informó que la porción abonada por Anses fue de $33.750.

Este programa forma parte de la asistencia que ofreció el Gobierno Nacional para mitigar las consecuencias económicas causadas por la pandemia del Coronavirus en las empresas. Esto incluye reducir cargas patronales, aportes en pagos de sueldos de empleados y créditos a tasa cero, entre otros beneficios. Según informa Techint en sus indicadores, en 2018 tuvo una facturación de 23.490 millones de dólares.

Bacher fue el responsable del despido de los 1450 trabajadores, desafiando al Presidente Alberto Fernández y al decreto que prohibía los despidos sin causa durante el aislamiento social preventivo y obligatorio. El Gobierno habilitó hoy la posibilidad de que las empresas que solicitaron ayuda puedan darse de baja e incluso devolver el dinero recibido.

Esto será estratégico, ya que anunció también que las empresas que reciban ayuda estatal no podrán por 2 años repartir dividendos, recomprar acciones propias, operar en dólar contado con liqui ni a través de guaridas fiscales. En caso de no darse de baja, Techint no podrá repartir sus ganancias hasta el año 2022.

Según informó el portal, otras grandes empresas como Clarín y Viacom solicitaron la ayuda del Estado para pagar sueldos a sus empleados. También lo hicieron la productora audiovisual Pol-ka y la empresa de entretenimientos Torneos, que tiene los derechos de transmisión televisiva del fútbol argentino.