El Presidente de la Nación, Alberto Fernández, anunció la extensión y profundización del aislamiento social preventivo y obligatorio desde el próximo miércoles 1 de julio hasta el 17. Lo hizo en un video grabado desde la Residencia de Olivos junto al Jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, y el Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof.

“Tenemos que hacer algo parar parar el ritmo de contagio, aliviar las camas de terapia intensiva, y garantizar que todos tengan la atención que merecen” afirmó el mandatario, que explicó que “hubo un 147% de aumento de casos en los últimos 20 días” en el Área Metropolitana de Buenos Aires. Focalizó que sólo se permitirán las 24 actividades consideradas esenciales dentro del AMBA y en Chaco

En la misma sintonía, se restringirá la actividad de los empleados públicos para que trabajen vía remota y pidió que “sólo se salga a buscar provisiones”. Defendió las medidas tomadas afirmando que “el problema económico no es la cuarentena, es la pandemia” y que “la incidencia de la cuarentena está en el índice de fallecimientos” por lo que “todo el esfuerzo que hicimos no fue inútil”.

Fernández comparó las cifras argentinas respecto a las del resto de América, en especial Brasil y Chile. Al respecto, mostró que nuestro país tiene “25.3 muertos por millón de habitantes” y que Chile tiene 10 veces más cantidad de fallecidos. Sobre Brasil, que tiene más de 55.000 fallecidos por Coronavirus, afirmó que “si hubiéramos seguido ese camino, hoy tendríamos 10.000 muertos”, por la proporción de habitantes entre ambos países.

Provincia de Buenos Aires

El Gobernador Axel Kicillof afirmó que en la Provincia se realizan “3.000 testeos diarios en 18 nuevos centros de testeos” y que se “duplicaron las camas de terapia intensiva”. Sin embargo, reconoció tener que “tomar medidas mas duras” entre las que se encuentran “vaciar las calles, parar las reuniones sociales, transgresiones y el relajamiento que nos llevo a esta situación”.

Respecto a las industrias, afirmó que las esenciales continuarán trabajando “con transporte propio y protocolos aprobados”. También remarcó que se reforzarán los controles en el territorio y agradeció “la paciencia, la solidaridad y la responsabilidad” de los y las bonaerense. “Ver pocos muertos es un éxito, no una derrota”, señaló.

Por último, Kicillof recordó que “las decisiones fueron compartidas” entre él y Rodríguez Larreta y pidió “un esfuerzo más” que “vale la pena”. Por último, envió un mensaje de aliento, proyectando que “cuando esto pase y miremos para atrás, vamos a estar orgullosos del esfuerzo que hemos hecho”.

Ciudad Autónoma de Buenos Aires

El Jefe de Gobierno porteño, en su turno, destacó “el trabajo conjunto desde el primer día” junto con el Presidente y el Gobernador bonaerense y avisó que “se restringirá la actividad física” que se había permitido semanas atrás, ya que “al aire libre el riesgo disminuye, pero no es cero”. Además, remarcó la importancia de cuidar a los adultos mayores, que son los más afectados por la enfermedad.

El alcalde de la Ciudad también valoró que “la cuarentena evitó el colapso del sistema de salud como ocurrió en muchos lugares del mundo”, aunque advirtió que las camas UTI ocupadas pasaron de 151 a 215. Relató que los casos semanalmente fueron creciendo, ya que tenían “primero 400, luego 600 y la última semana 850 casos nuevos”. Los testeos diarios que se realizan en la capital del país, según informó, son 2500.

Antes de finalizar el video, el Presidente volvió a tomar la palabra y pidió a los individuos “que nos ayuden”. Destacó haber “dejado de lado toda diferencia política” en relación a la oposición” y respondió a algunas acusaciones: “la libertad se pierde cuando una persona se muere”.