Foto: Estanislao Santos

La referente de la oposición encabezó un acto por la 8° Conferencia de CLACSO que tuvo lugar este lunes en el estadio de Ferro. Con la participación de diversos referentes del progresismo, el evento fue considerada casi como contracumbre del G20 que tendrá lugar la próxima semana.

Con fuertes críticas al gobierno nacional y defensas de su gestión de gobierno, la mandataria dio algunos indicios de lo que podrá ser su estrategia electoral como opositora de cara a las elecciones presidenciales de 2019. “La división es un lujo que no nos podemos permitir”, aseveró.

En esa línea, Cristina llamó a construir una “nueva categoría de frente social, cívico, patriótico, que agrupe todos los sectores que son agredidos por las políticas del neoliberalismo, que no es de derecha o de izquierda”.

También criticó “la división entre los que rezan y no rezan, mala división también, división que no es popular además” y deslizó una de las frases que más polémica levantó en la jornada: “en nuestros espacio hay pañuelos verdes pero también hay pañuelos celestes. Tenemos que aceptarlo sin llevar a la división de fuerzas”.

Las palabras despertaron la crítica de sectores vinculados a los partidos de izquierda y de sectores del feminismo que militaron por la aprobación de la ley de despenalización del aborto. La contienda se trasladó a las redes sociales, donde se cruzaron las defensas y las críticas a la ex mandataria.

Otro de los puntos nombrados ayer fue la creación de una “nueva arquitectura de instituciones” para regular la competencia electoral. “¿Qué hacemos con un Gobierno que hace lo contrario de lo que dijo que iba a hacer?”, preguntó la dirigente, en una clara crítica al gobierno de Mauricio Macri.