La polémica por el millonario contrato firmado entre AySA y Boca Juniors sigue escalando y en los últimos días llegó a La Matanza.

Es que mientras los clubes de barrio se la fueron rebuscando para hacerle frente a los aumentos de tarifas públicas y la merma de las cuotas que pagan los socios, producto de la crisis económica que vive el país, se filtró que el club del ex presidente Mauricio Macri ganó millones por un contrato que firmó con una empresa estatal.

Así lo revelaron las facturas que difundió la nueva gestión de AySA, en la que se ve que el Estado le pagó al menos 2 millones de pesos por mes al Boca del “Tano” Angelici para “invitar a periodistas a la cancha”. El contrato incluía 6 “experiencias foto en cancha” en días de partidos, 30 entradas al Museo de Boca, 2 visitas al entrenamiento para 10 personas y 3 camisetas firmadas (sic).

La noticia prendió fuego a la gente del Club Liniers, quienes salieron a pegarle a AySA, recordando el esfuerzo que tuvieron que realizar para seguir manteniendo las puertas del club abiertas.

“¡Buenas noches AySA! Mientras le entregaban millones al club más poderoso del país, nosotros organizamos eventos para pagar un plan de pagos y no nos corten el suministro”, publicaron en Twitter desde la cuenta oficial de la Topadora. El mensaje lleva adjunta una factura con el monto de $10.800 que el Club debió pagar sólo por el servicio de agua de red y la foto de un evento solidario que realizaron para juntar fondos. 

El mensaje se volvió viral al poco tiempo, por lo que desde el Club agregaron un link (https://www.paypertic.com/clubliniers/) para que cualquier interesado pueda hacerse socio y contribuir a hacer crecer la institución del barrio Villegas.

Liniers viene de salir campeón del Apertura de la Primera D y apuesta a volver a subir de categoría en el próximo campeonato. En el último tiempo inauguró su primer platea para recibir al público de local y estrenó una nueva cancha para ampliar los deportes que se llevan a cabo en el club.