Matías y Melina, hermano y prima del joven detenido, participaron ayer de la movilización pidiendo justicia y seguridad en San Justo.

Cristian Palavecino se encuentra detenido desde el 30 de diciembre. La denuncia realizada por una vecina del barrio lo acusa de participar en una entradera. Sin embargo, familiares y vecinos aseguran que se trata de una confusión y se encuentran movilizados para comprobar su inocencia.

“Ese día él estaba en mi casa mirando el partido de River con su hijo”, comentó a Matanza Digital, Matías Palavecino, hermano del joven detenido. La familia está citada para declarar el próximo 23 de enero, donde se presentarán con cerca de 10 testigos y presentarán como pruebas sus movimientos en facebook y un peritaje de su celular.

Cristian tiene 26 años, es padre de un hijo de dos años y medio, y espera un segundo hijo con su mujer, que está en el octavo mes de embarazo. “Él tiene un trabajo en blanco, trabaja de lunes a sábado, y es un padre de familia. No tiene antecedentes de ninguna clase”, comentó María, tía de Cristian.

El caso

El domingo 18 de diciembre una familia vecina ubicada en la intersección de Carlos Casares y Valentín Gómez, en Laferrere a 4 cuadras del domicilio de Cristian, fue asaltada por tres delincuentes. El mismo día radicaron un denuncia donde identificaron a Cristian como uno de los autores del crimen. 

Según relató Matías, al enterarse de lo ocurrido, Cristian se dirigió con su hermano al domicilio de los denunciantes “pidiendo alguna explicación de por qué lo culpaban a él”. Fueron atendidos por el padre de la mujer denunciante, quién les comunicó que no iba a retirar la denuncia y amenazó con tener “influencia con el jefe de calle, con la policía y con la fiscalía”. 

Matías recrimina una “mala intención” de los denunciantes, ya que el lunes 2 de enero volvieron a radicar otra denuncia alegando haber recibido amenazas por parte de él y Cristian. “Fuimos a hablar amablemente, estaban todos los vecinos de testigos”.

La detención

El viernes 30 de diciembre, Cristian, Matias y el abogado de la familia se presentaron de manera voluntaria en la Fiscalía n° 1 de Laferrere para constatar la radicación de la denuncia y desestimarla. En la denuncia figuraba una orden de detención y de allanamiento, por lo que Cristian quedó detenido en prisión preventiva y a la hora fue allanado su domicilio, ubicado sobre la calle El Lazo, entre Carlos Casares y Cordero.

“Mi hermano desde un principio estaba predispuesto a la justicia, en ningún momento se escapó”, lamentó. Desde entonces la familia se encuentra movilizada por comprobar su inocencia. Ya juntaron más de 200 firmas de vecinos que presentaron al fiscal con un petitorio, y marcharon en dos oportunidades a la Fiscalía. Ayer participaron de la movilización pidiendo justicia y seguridad en San Justo.

También recibieron el apoyo de la Dirección municipal de Derechos Humanos. Luego de enviarle una carta a la intendenta Verónica Magario, fueron llamados por una secretaria de la Dirección, Judith Gonzalez, “quién se solidarizó con nosotros y dijo que Derechos Humanos va a apoyarnos en nuestra causa porque también entienden que esto es una injusticia”.