El concejal Justicialista, Ricardo Rolleri.

El presidente del bloque Justicialista, Ricardo Rolleri, cumple 35 años consecutivos como concejal y marca un récord en todo el país ocupando esa función. Juró como edil el 10 de diciembre de 1983, el día de la última restauración democrática.

“Yo siempre he tomado el trabajo de concejal con responsabilidad y seriedad. Voy a las sesiones conociendo los temas y habiéndolos estudiado. Nunca falté a una sesión en 35 años”, señaló Rolleri entrevistado por MD.

En ese sentido, el edil agrega que “tengo más años de concejal que años vividos antes. Siempre lo he tomado con gran responsabilidad, tal vez ese sea el secreto de haberme sostenido tantos años y tantos periodos”.

Mientras Raúl Alfonsín y Alejandro Armendáriz asumían en Nación y Provincia, Federico Pedro Russo tomaba las riendas de La Matanza y Rolleri ya era una espada legislativa del peronismo en el HCD local.

El edil recuerda que la primera intendencia de Russo “era un proceso difícil, pero la ventaja era que veníamos de suceder al proceso militar. Había más comprensión entre los diferentes partidos políticos, tirábamos todos más juntos”.

Recuerda que a Russo lo conoció en las reuniones que organiza la Juventud Peronista de aquella época, en los años de la resistencia, cuando veían videos de Perón que traían desde ‘Puerta de Hierro’. También allí conoció a otros históricos del peronismo matancero como Alfonso Del Giudice.

“Mi militancia es de muy jóven. En la secundaria estaba prohibida la política porque era la época de los procesos militares, y la juventud desafía a la prohibición. Leíamos a Perón, a Fidel Castro y a los que estaban prohibidos”, subraya Rolleri, quien trae al presente también el día que conoció a Juan Domingo Perón.

Respecto a eso, rememora que “fui con un grupo de juventud a verlo a Perón a Gaspar Campos y lo ví personalmente. Tenía una personalidad impresionante, una personalidad cautivante. También conocí a Isabel (Martínez de Perón)”.

Rolleri tiene formación docente y tuvo un mandato como consejero escolar entre 1973 y 1976, cuando la última dictadura interrumpió el orden democrático una vez más.

“Yo pude haber sido un desaparecido. Cuando era presidente del Consejo Escolar, me llevaron preso a la Comisaría Primera y perdí los cargos que tenía. Estuve preso unos días en la comisaría de San Justo y nos liberaron por orden del gobernador Ibérico Saint Jean, que era el interventor militar”, puntualiza el concejal.

Sus anécdotas con los presidentes

“Conocí a todos los presidentes. Al único que no lo conocí fue a Macri. A Alfonsín lo conocí cuando inauguró el Mercado Central y después vino de visita cuando ya no era presidente, y lo recibimos con Federico Russo”, afirma Rolleri.

La anécdota más conocida la tiene con Eduardo Duhalde, que lo conoció cuando el ex presidente era concejal en Lomas de Zamora y supo reunirse con Federico Russo en varias oportunidades.

“Un día vino invitado por Balestrini y me dice ‘¿todavía sos concejal?’ y yo le dije ‘si fuiste gobernador y no me llamaste, sos presidente y no me convocaste, entonces tengo que seguir siendo concejal'”, subraya el edil.

Siguiendo esa línea, el PJ de La Matanza apoyó en 2003 a Néstor Kirchner, que era el candidato del espacio de Duhalde, y se mantuvo esa relación hasta el día de hoy con Cristina Fernández.

“A Néstor lo conocí cuando vino a San Justo y tenía muy poco porcentaje de votos, tenía el 15%. Lo apoyó Matanza y la provincia de Buenos Aires, y logró ganar. A partir de ahí comenzó a tener una relación fluida”, remarca Rolleri.

Y agregó: “Un día vino Néstor Kirchner a un barrio, Balestrini le plantea que no había agua potable y Néstor le dijo que lo iba a hacer. Por eso la gente lo recuerda con cariño”.

Su recuerdo de Alberto Balestrini

Estos dos referentes del PJ local se conocieron de jóvenes en San Justo, ya que Rolleri es un vecino de la zona y el padre de Balestrini tenía un negocio en la calle Arieta que se llamaba ‘Ruiseñor’.

“Yo vi con satisfacción la llegada de Alberto, un dirigente importante y muy hábil. Tenía una personalidad muy interesante”, afirma Rolleri.

Alberto Balestrini gana las elecciones municipales de 1999 y le toca afrontar una dura situación social que estaba atada al contexto nacional y estalló el 19 y 20 de diciembre del 2001.

“En 2001, Balestrini supo convocar a todos los sectores y empezamos a salir adelante. En Matanza había una desocupación alta y muchas necesidades, que también hoy las hay, pero se armó un grupo de contención que pudo resolver la situación”, remarca el concejal.

La situación actual

“El 2019 depende de que nosotros nos juntemos. El peronismo, como oposición, debe juntarse y puede ganar en todos los niveles. Si vamos divididos, estaremos trabajando para Macri”, afirma el jefe del bloque Justicialista.

La intendenta Verónica Magario y el diputado Fernando Espinoza lanzaron un espacio provincial con las aspiraciones de competir por la gobernación de la provincia de Buenos Aires y por eso apuntan los cañones a un triunfo contundente en La Matanza.

“Hoy estamos otra vez en una situación preocupante para las empresas y para la gente, con un ajuste muy serio. Casi el 50% de los jóvenes tienen una carencia. De seguir este modelo, el futuro es complicado”, finalizó Rolleri.