En comunicación con Matanza Digital, el presidente del Centro de Veteranos de Guerra de las Malvinas La Matanza, Ramón Robles, se refirió al recorte prestaciones médicas de PAMI al Programa Nacional de Atención al Veterano de Guerra. “Esto no viene de ahora, esto viene desde 2014. El Gobierno anterior vino recortando un montón de beneficios que tenían los veteranos de guerra, sacando prestaciones o atrasando los pagos, por eso se caían las prestaciones”.

El Centro de Veteranos matancero dirige la secretaría de la Federación de Veteranos de Guerra de las Malvinas de la provincia de Buenos Aires, que nuclea 34 centros de veteranos de toda la provincia, y que a su vez forma parte de la Confederación de Combatientes de Malvinas de la República Argentina, conformada por representantes de los centros de veteranos de 20 provincias.

Hoy por la mañana, organizaciones de excombatientes nucleados en la Mesa de Coincidencia Malvinas (MeCoMa) presentaron un amparo “solicitando el inmediato restablecimiento de las prestaciones médicas” del Programa asegurando que desde comienzos del año 2016 “se encuentra virtualmente suspendido”.

Robles minimizó la presentación, asegurando que los integrantes de las organizaciones denunciantes ocuparon durante el anterior Gobierno la jefatura de la Comisión Nacional de Ex Combatientes de Malvinas, dependiente del Ministerio del Interior, y que entonces no escuchaban los reclamos. “Cuando nosotros fuimos a reclamar todo esto, nunca hicieron nada”.

Sin embargo, Robles explicó que el recorte de las prestaciones aumentó en el último tiempo. “Con este Gobierno se acrecentó porque ha cortado un montón de cosas en todos los sectores y nosotros no somos ajenos al resto de la población”, ponderó el veterano.

“En La Matanza hace 7 meses que los odontólogos no cobran, el sistema de salud deportiva que tenemos en La Matanza en el Open Park hace 8 meses que no cobra, en las distintas clínicas que tenemos, como el Buen Pastor y la Clínica Paredes, hace 4 meses que tiene atrasado el pago. Entonces las clínicas obviamente van a comenzar a cortar servicios”, alertó.

Si bien en La Matanza los servicios continúan operando, en algunas localidades del país el recorte paralizó las prestaciones de salud. “En Charata (Chaco) no tienen prestaciones médicas. En Corrientes se murió un compañero porque no lo quisieron atender porque estaba suspendido el PAMI, y ese tipo de cosas pasan en las demás provincias”, explicó Robles.

Marcha el 9 de Marzo

El próximo jueves 9 de marzo la Confederación de Combatientes de Malvinas de la República Argentina marchará desde la Facultad de Ingeniería de la UBA hacia el ministerio de Defensa, el PAMI y la ANSES, en “defensa de sus derechos”.

Allí los excombatientes rechazarán que se agregue a los soldados movilizados -no combatientes- al padrón para cobro de pensión, reclamarán mejoras en las prestaciones de servicios de salud y que la Subgerencia de Veteranos de Guerra de PAMI adquiera mayor estatus para poder tener “poder de pago y de decisión”, entre otros reclamos.