El secretario general de Unión Obrera Metalúrgica (UOM) de La Matanza, Hugo Melo, se refirió al bono de $5.000, a pagar en tres cuotas, firmado entre la conducción nacional del sindicato y la Cámara de la Pequeña y Mediana Industria Metalúrgica (CAMIMA), y afirmó que “nos hubiese gustado que hubiese sido en un pago”.

Melo apuntó directamente contra el gobierno nacional y señaló que “parece ser que Macri ahora se dio cuenta que los trabajadores necesitan”. El bono venía siendo reclamado por el sector metalúrgico, que se ve afectado por la pérdida de poder adquisitivo, la inflación y la devaluación.

Las dos primeras cuotas se cobrarán en octubre y noviembre, y serán de $2.000 cada una. Por último, los $1.000 restantes se percibirán en diciembre. Este bono será un acuerdo para futuros aumentos y no será remunerativo.

Desde la seccional local de la UOM se venía reclamando el aumento de paritarias pero no tuvo éxito. Sin embargo, Melo agregó que “en noviembre estaremos pidiendo nuevamente la reapertura de paritarias, creemos que nuestro secretariado nacional va a hacer eso”.

Los metalúrgicos habían firmado un aumento de 36% para este año, pero el poder adquisitivo de ese aumento se vio carcomido por la escalada inflacionaria que podría llegar a cerrar el 2019 con picos del 60%.

Por último, Melo ratificó su apoyo al Frente de Todos al concluir que “estamos convencidos, porque esto ya pasó anteriormente y cada vez que llegó el peronismo encontró una alternaviva y una solución, uno de los caminos que va a hacer posible que  esto sea una realidad es el mercado interno”.