Por las diferentes variaciones del tipo de cambio que se suscitaron en el último tiempo, la Secretaría de Energía dispuso que las distribuidoras de gas podrán cobrar un reintegro hasta en 24 cuotas para compensar la variación del precio del dólar.

La medida se implementará a partir del 1° de enero de 2019 y busca que las prestadoras del servicio recuperen una cifra cercana a los $10.000 millones. El anuncio pesará sobre las facturas de gas, que continuarán aumentándose de acuerdo al plan del gobierno para llevarlas a precio internacional y que no tengan subsidio estatal.

Fue oficializada este viernes a través de una resolución de la Secretaría de Gobierno de Energía, publicada en el Boletín Oficial. Se sumará a los aumentos del servicio del gas que comenzó a haber este mes y que rondan entre 30% y 35%, según confirmó el secretario de Energía de la Nación, Javier Iguacel.

La decisión es para “compensar” a las empresas gasíferas. El gobierno se justificó recordando que la Ley Nº 24.076 prevé que “las variaciones del precio de adquisición del gas serán trasladados a la tarifa final al usuario, de tal manera que no produzcan beneficios ni pérdidas al distribuidor ni al transportista bajo el mecanismo, en los plazos y con la periodicidad que se establezca en la correspondiente habilitación”.