Foto: Reuters

Luego de haber tomado medidas de prevención para frenar el contagio de Coronavirus, en muchos países del mundo se están detectando rebrotes de la enfermedad, una vez que se creía controlada. Esto provoca una preocupación que, hasta el momento, no puede resolverse al no existir cura ni vacuna contra el virus SARS-CoV-2 que es el que causa la enfermedad Covid-19.

En España, que hasta el día de hoy informó 247.486 personas contagiadas, de las cuales han fallecido 28.330, apareció un rebrote de la enfermedad en Aragón, al norte del país, además de algunos casos puntuales en la isla de Menorca, Madrid, Cataluña y Murcia. Esto se dió tras 24 horas de haber levantado el estado de alarma y haber reabierto las fronteras, lo que obligó al Gobierno a retroceder de fase.

En Alemania, en el Estado de Renania del Norte – Westfalia, debieron aislar y confinar la ciudad de Gütersloh, donde funciona un matadero de animales en el que se detectaron 1.553 nuevos casos de Coronavirus, luego de haber levantado las restricciones en el mes de mayo. El país germano tiene más de 193.000 casos y lamentó, hasta el momento, 8.986 muertes.

El caso de Italia también resulta relevante, ya que volvieron a abrir lugares públicos, bares y restaurantes. Sin embargo, en el día de ayer el país sufrió 190 nuevos contagios y 30 víctimas fatales. Lombardía, Piamonte y Emilia Romagna son las regiones más afectadas por este nuevo brote en vísperas de las vacaciones de verano en aquel continente.

En Melbourne, Australia, que ya había retomado las clases, dos escuelas primarias fueron cerradas para una limpieza profunda ante casos positivos de estudiantes. Victoria, una ciudad ubicada en el sureste, registró 17 nuevos casos, y el mandatario estatal, Daniel Andrews, aseguró que hay una “transmisión comunitaria significativa” entre ellos.

Situaciones similares se viven en Asia, ya que en Corea del Sur las autoridades reconocieron un rebrote de la enfermedad, especialmente en Seúl, su capital. Mientras tanto, en China también tuvieron más de 200 nuevos contagios en la capital Pekín. Sin embargo, ese país anunció que hay cinco vacunas que avanzaron de fase en las pruebas y podrían ser la cura final del virus, según como continúen los tests.

En Latinoamérica, la enfermedad llegó más tarde que en el resto del mundo, por lo que aún continúa en crecimiento. Sin embargo, cuando la curva de contagios comience a bajar, se deberán tener en cuenta estos antecedentes de Europa y Asia, para que los posibles rebrotes no generen mayores problemas.