Producirán energía renovable en González Catán

Dos proyectos de generación de energía renovable fueron adjudicados a Ceamse y tendrán lugar en los Complejos Ambientales de Ensenada y González Catán.

1041
(Foto: Infobae)

Las dos ofertas presentadas por Ceamse junto a Secco SA, corresponden a la generación de energía renovable por medio del biogás de relleno sanitario. Con un promedio de 129,18 dólares por MWh, Ceamse fue adjudicado para generar 5 MWh en el Complejo Ambiental Ensenada y 5 MWh en el Complejo Ambiental González Catán.

“Los residuos tienen valor y debemos percibirlos como una oportunidad. Incorporar tecnologías de tratamientos de residuos, apoyar el reciclaje, la producción de compost, los conceptos de economía circular y producir energía renovable como en este caso, es el camino para quitar presión a los recursos naturales y disminuir la emisión de gases de efecto invernadero”, destacó el presidente de Ceamse, Gustavo Coria.

Teniendo en cuenta la potencia de 10 MWh de los dos proyectos adjudicados, la producción de energía alcanza a cubrir el consumo promedio de aproximadamente 17.000 hogares o 70.000 personas. Esto se suma a los 15 MWh que Ceamse está generando desde el año 2012 en el Complejo Ambiental Norte III, también por la captura del biogás.

El tiempo de construcción de las plantas de Ensenada y González Catán será de 6 meses, con lo cual de acuerdo a las estimaciones, en junio del próximo año ya deberían estar operativas, insertando la energía obtenida directamente en el interconectado nacional. En total, con todas las plantas en pleno funcionamiento, le llegaría energía renovable a más de 170 mil personas.

Cómo es el proceso

Dentro del proceso de descomposición de los residuos en el módulo de relleno sanitario existen 5 etapas. La última etapa es la llamada metanogénica que genera específicamente gas metano, el cual se mezcla con dióxido de carbono y otros gases en menor proporción que en su conjunto producen el biogás.

El biogás se extrae del relleno a través de pozos o trincheras, se genera una succión o depresión dentro del módulo para conducirlo al tratamiento de depuración para quitarle todas las impurezas y dejarlo apto para alimentar un motor de combustión interna. Se genera dentro de la planta a baja tensión, luego se lo sincroniza con la red y se lo eleva a media tensión.