Mariano Rajoy se reunió con el liberal Albert Rivera en busca de apoyo (Foto: AFP)

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, anunció que su partido “no va a apoyar ni entrar en un gobierno de Mariano Rajoy”. De esta manera, el actual Presidente español no tiene garantizada la reelección, a menos que los socialistas también se abstengan.

“No queremos terceras elecciones y no vamos a estar en un gobierno del PP”, remarcó Rivera, en medio de las negociaciones que lleva a cabo Rajoy para recabar apoyos a su investidura. Si bien los votos de Ciudadanos no eran decisivos, la posición refleja el malestar de la sociedad española por las sospechas de corrupción y la política llevada adelante por los conservadores, con Mariano Rajoy a la cabeza.

Tras explicar que la decisión final la tomará la cúpula partidaria, Rivera dejó entrever que se abstendrán porque “con seguridad se presentará Rajoy”. La pretención de Ciudadanos, según el referente partidario es “un nuevo equipo de gobierno, un nuevo presidente”, por lo que “no vamos a entrar en un gobierno si no hay renovación, pero tampoco vamos a forzar unas terceras, cuartas o quintas elecciones”, dijo.

El líder conservador ya se había reunido con el líder de Unidos Podemos, Pablo Iglesias, quien le expresó su posición de rechazo a su candidatura. Ahora Rajoy deberá convencer al PSOE, conducido por Pedro Sánchez, para que al menos facilite su investidura mediante la abstención del socialismo. Esta es la única posibilidad que tiene Rajoy después de que Rivera le diera la espalda, consciente de que sus votos tampoco serían decisivos.

Con el sistema parlamentario español el conservador Partido Popular, para lograr la presidencia, necesita un apoyo parlamentario de al menos la mitad más uno de los 350 diputados. El PP cuenta con 137, y con la absención de los 85 diputados del PSOE se podría destrabar la investidura de Rajoy. Sin embargo, Sánchez ratificó el sábado en el Comité Federal de su partido que no votará a favor ni se abstendrán para que el líder del PP siga en el poder.