Un conjunto de trabajadores gastronómicos se manifestó frente al Palacio Municipal para pedir al ejecutivo local que autorice la apertura de la atención presencial para sus comercios. En señal de protesta armaron mesas y sillas con distanciamiento social como si fueran las de un local que podría estar trabajando.

En representación del ejecutivo, fueron recibidos por el Subsecretario General de Gobierno, Mario Barresi, quien justificó la respuesta negativa por la situación de casos de Coronavirus en el distrito y en la Provincia de Buenos Aires aunque seguirán con reuniones para poder delinear soluciones para la reapertura.

Es que en algunos municipios limítrofes a La Matanza, como Morón, ya está habilitada la actividad de los bares y restaurantes con mesas al aire libre. Del mismo modo en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, también contigua al territorio matancero, donde los comercios del rubro están funcionando.

Salvador Avanzato, propietario de la cadena Santa Birra y referente de los gastronómicos en el distrito, habló con Matanza Digital y explicó que “ya se presentó el protocolo en la Municipalidad el día 10 de septiembre” pero que, como respuesta, recibieron una negativa ya que “no es el momento porque hay muchos contagios”.

“Nosotros pedimos que se nos habilite porque hasta es discriminatorio pensar que en tu vereda no abren los comercios pero en la de enfrente sí”, argumentó Avanzato en referencia a los municipios que abrieron la actividad. Además consideró que “hay falta de voluntad” y que “es muy difícil hablar” con las autoridades matanceras porque “niegan que otros partidos hayan abierto”.

Luego de la manifestación se pactó un nuevo encuentro entre los representantes gastronómicos y el ejecutivo local para el próximo jueves, en la cual, según relató el empresario, “se empezarían a armar los pasos a seguir sobre cómo se va a trabajar”. “Es el único camino que nos queda y esperemos que lo cumplan, hasta ahora hubo sólo palabras y promesas”, sentenció.