Foto: La Nación.

El gobierno de María Eugenia Vidal volvió a convocar para hoy al Frente de Unidad Docente a una mesa técnica salarial para discutir el aumento que le corresponde al sector. La reunión tiene lugar luego del paro de 48 hs que tuvo lugar durante el inicio del ciclo lectivo, en rechazo del aumento del 15 por ciento en tres tramos ofrecido por la gobernación.

Del encuentro no participarán ni ministros ni los secretarios generales de los gremios, se trata de una reunión técnica, que tiene el propósito de destrabar los puntos más conflictivos que impiden el acuerdo salarial. Mientras tanto no corren nuevas amenazas de medidas de fuerza ni paros, por lo que las negociaciones se harán con los chicos en las aulas.

El gobierno hasta ahora se mantuvo firme en no superar el 15 por ciento de aumento e insistirá en el pago de incentivos para reducir el ausentismo de los maestros, que según estiman desde La Plata se ubica en el 17% entre los 287.253 maestros que trabajan en 18.000 escuelas de la provincia de Buenos Aires. Por eso ofreció un bono -en negro- de hasta 6.000 pesos para aquellos docentes con asistencia perfecta.

Los docentes reclaman un aumento más alto al 15 por ciento y la inclusión de una “cláusula gatillo” que actualice los salarios al mismo nivel que la inflación, tal como ocurrió con el acuerdo paritario de 2016. En cuanto a la suma por presentismo, los maestros insisten en defender las licencias que son legales, pero se mostraron de acuerdo con reducir faltas injustificadas.