Elegir tu dominio puede ser uno de los primeros pasos que debas llevar a cabo para comenzar a construir tu sitio web. Pero también puede ser uno de los pasos más difíciles a completar. Te brindamos unos tips para que no lo pienses de más y puedas empezar a construir tu página web. 

 

Elegir el nombre

El nombre del sitio será la identidad con la que te presentarás al mundo, por eso es importante que tomes las siguientes consideraciones a la hora de elegir uno:

 

Fácil de recordar

Mientras más corto sea, más fácil será de recordar. Puede ser una o dos palabras, pero intenta que no sea una combinación de símbolos, letras y números.

No te guíes por palabras del lenguaje informal o que esté de moda al momento que pienses tu nombre. Por un lado, no todas las personas podrían sentirse cómodas con ello y por otro lado, pasado cierto tiempo quizás la gente se olvide de esa palabra y ya no tenga el mismo sentido.

 

Palabras clave

Si el nombre de tu marca es una palabra clave (o keywords) del mercado en el que te quieres insertar, esto te ayudará a posicionarte mucho mejor y mucho más rápido en las búsquedas realizadas por usuarios.

 

Mirá la competencia

Si aún no te encuentras muy seguro de cómo debería ser el nombre de tu dominio, puedes chequear qué ha hecho la competencia. Esto te ayudará a notar cuáles son las palabras claves que usan los sitios de autoridad que ya se han posicionado en el mercado.

Por otro lado, te ayudará a chequear cuáles son los nombres que ya se encuentran tomados y evitarás así posibles problemas legales.

 

Comprar el dominio

Este punto se ve afectado por diversos factores, tales como los costos o la disponibilidad para comprar un dominio existente o uno nuevo.

 

¿.com o .ar?

Verás que en muchas paginas recomiendan ir por un dominio con extensión .com siempre que sea posible. Aunque hacer eso podría hacer que tu dominio sea más corto de escribir, las extensiones .com suelen ser mucho más caras y suelen estar cotizadas en moneda extranjera.

Dependiendo de cuales sean tus objetivos puedes ir por el .com, pero sino no hay ningún problema en optar por una extensión .ar, ya que será, de hecho, más barata.

 

Dominio+hosting

Comprar el dominio y alojar el sitio web son dos acciones independientes. Sin embargo, algunas empresas de hosting ofrecen la posibilidad de comprar el dominio en el mismo proceso que contratas el servicio de hosting.

Esto es práctico por muchas razones: por un lado te ahorraras el hecho de tener que buscar las dos cosas por separado. Otro buen motivo es que no tendrás que estar pendiente del vencimiento del dominio y del hosting por separado, ya que podrás renovarlo al mismo tiempo con la misma empresa.

¿Aún tienes dudas? Puedes contactarte con un asesor para comprar tu dominio en tan solo un par de pasos.