Un grupo de vecinos del barrio Esperanza, ubicado en la localidad de Virrey del Pino, exigen que cierren 3 bocas de tormenta con casi dos metros de profundidad ubicados en plena avenida Montecarlo.

Los habitantes de la zona utilizan palos y ramas para visibilizar estos pozos y evitar que algún peatón sufra un accidente en algunos de ellos. Esto se encuentra entre las calles Costanera y Eugenio Noel.

El concejal Daniel Novoa se acercó a dialogar con los vecinos y presentará una nota en el Concejo Deliberante para cerrar estas bocas de tormenta e iniciar el proceso de consolidación de la calles que son de tierra.

“Estas bocas de tormenta tienen grandes dimensiones y representa un peligro real de que algún vecino se caiga. Vamos a presentar un proyecto sobre tablas en el HCD para reclamar que lo tapen”, afirmó Novoa.